Cómo montar un box de Crossfit

como montar un box de crossfit

¿Cómo montar un box de Crossfit?

El Crossfit sin lugar a dudas está de moda. Son muchos y muchas ya quien prefieren entrenarse en un box en vez de un gimnasio. Y es que el modo de entrenamiento es bastante adictivo: todo se basa en superar cada vez más nuestros límites, y la recompensa que genera hace que desees volver a entrenar al día siguiente.

A continuación te contamos todo lo que debes saber para montar un box de Crossfit.

Qué es el Crossfit

El Crossfit es una técnica de entrenamiento bastante reciente. Fue creada por Greg Glasman en el año 2001. Él utilizaba esta forma de entrenar para preparar a opositores al cuerpo de policía.  Los resultados fueron tan positivos que la técnica lentamente fue propagándose hasta llegar a ser lo que es hoy en día.

El Crossfit tiene su base en ejercicios funcionales y se trabaja a altas intensidades (ejercicio cardiovascular). Se utilizan circuitos divertidos y dinámicos donde en cada base se realizan diferentes actividades como trepar por una cuerda, levantar peso, escalar, mover una rueda, etc.

Qué es un box de Crossfit y qué debe tener

Cuando entras a un box de Crossfit te das cuenta que tiene muchas diferencias con un gimnasio. Debe ser un espacio amplio, austero y con paredes de hormigón para resistir los golpes de los entrenamientos.

Un box de Crossfit no dispone de espejos ni de máquinas: los ejercicios no son tan controlados como en un gimnasio y el entrenamiento se hace con accesorios y rutinas de trabajo. Además verás que del techo cuelgan cuerdas, anillas, sacos… Muchos accesorios para trabajar la fuerza y la musculación de forma más divertida que en un gimnasio convencional.

Dependiendo del tipo de entrenamiento que quieras ofrecer, serán los materiales de más que debas disponer en tu Box. Aún así, todos estos materiales son más económicos que cualquier máquina de gimnasio convencional.

Consejos para montar un box de Crossfit

Como toda idea de negocio, lo fundamental antes de lanzarla al mercado es definirla bien. Para ello hay una serie de factores en los que tienes que pensar antes de lanzarte a emprender.

1.Afíliate a Crossfit: Crossfit es una marca comercial, no un deporte. Tienes que afiliarte para poder utilizarla y hacerte entrenador de nivel 1 para poder impartir clases en tu centro. La empresa podrá tomar decisiones sobre tu localización o la licencia, teniendo que pagar algunos cánones por pertenecer a la marca.

2 Define tu público objetivo y localización: El perfil de cliente de este tipo de entrenamiento es un público principalmente joven (hasta 55 años) de ambos sexos. Busca un local amplio y en una zona que no esté envejecida demográficamente. Dependiendo del perfil demográfico de la zona donde se encuentre tu box, determina qué tipos de entrenamientos vas a ofrecer y qué tipos de materiales necesitarás comprar.

Además, Crossfit dispone de una herramienta para ver dónde están localizados sus centros por el mundo para que no te confundas y no os hagáis competencia mutuamente.

3.El personal: Este es probablemente el punto más importante. En el sector servicios la atención al cliente es el punto que más valoran los clientes. Tienen que ser también entrenadores de tipo 1, y debes hacer una selección concienzuda. Los entrenadores de Crossfit deben ser personas proactivas, con optimismo y entusiasmo. Deben ser capaces de superar sus propios límites para transmitir fuerza y motivación a sus clientes.

4.Materiales a ofrecer en tu Box: Como te comentamos con anterioridad, en este punto no hay límites. Es cierto que no debes pasarte, porque el usuario de este tipo de entrenamiento valora mucho disponer de espacio para sus entrenamientos. Para darte una noción básica por orden de importancia los materiales son: jaulas, pesas, mancuernas, cuerdas y luego todo lo demás. Habla con tu personal para definir el entrenamiento y que te ayuden a elegir el material a comprar.

5.Campaña de Marketing y gestión del Box: Como toda empresa deportiva, necesita un apoyo en marketing y una buena estrategia comercial. Piensa cómo vas a llegar a tu público objetivo y utiliza todos los canales que estén a tu disposición para transmitir los valores de tu empresa. Hazte con herramientas de gestión de box de Crossfit que te ayuden a llevar toda la parte administrativa y de gestión de socios de forma fácil y amena: intenta que la mayor parte de tu tiempo esté dedicada a la atención de tu cliente y la mejora de tu servicio.

6.Inversión: La inversión evidentemente varía dependiendo de los metros del local, el personal a contratar y los materiales con los que quieres contar. A grandes rasgos podemos decirte que a jaula de tamaño mediano cuesta aproximadamente 2500 euros y que un kit de materiales básico para unas 20 personas rondan los 20000 euros. Además, el nivel 1 de Crossfit cuesta 935€ y tienes que pagarle a la marca un cannon o licencia que cuesta aproximadamente 230 euros mensuales.

Tu gasto fijo más importante será el alquiler del local y los sueldos del personal. Así que tienes que hacer una estimación real y pesimista de ingresos, para ver si por lo menos llegas a cubrir todos los gastos fijos para montar un Box de Crossfit.

Enviar un comentario